Aprender cada día: 5 razones para hacerlo

Aprender
Aprender a cualquier edad es de sabios

Algunas personas están naturalmente inclinadas a ser aprendices de por vida, por un afán innato de evolucionar y crecer, pero cada día más estudios demuestran que todos debemos hacer un esfuerzo diario por aprender, especialmente a medida que envejecemos, puesto que la parte de nuestro cerebro responsable del aprendizaje y la memoria, el hipocampo, comienza a perder capacidades según nos hacemos mayores. Muchos estudios han demostrado, sin embargo, que podemos mitigar o incluso revertir esta tendencia entrenando a diario nuestro cerebro, igual que lo hacemos con nuestro cuerpo.

“Todos los días has de aprender algo nuevo.”
“Cada día te encuentras con alguien que sabe algo que tú sabes.”
“No existen las preguntas tontas, sino oportunidades de aprender.”

Parecen tópicos, pero todos tienen una parte de verdad. El mundo es una fuente de conocimientos permanente que tenemos al alcance de nuestra mano. ¿Realmente lo aprovechamos?

Olvida el concepto clásico de aprendizaje. Hace años, el concepto “aprender” se utilizaba exclusivamente en referencia a la educación formal, relacionada con nuestros años de aprendizaje en las aulas. Hoy en día ya no es así. Necesitamos desarrollar nuestro carácter y nuestras habilidades –mejorar nuestra habilidad para leer, nuestra personalidad, aprender del pasado y nuestras propias motivaciones – para vivir el día a día y evolucionar. Se puede lograr de diferentes maneras, desde cursos académicos online gratuitos, hasta viajar, hacer voluntariado, establecer nuevas relaciones personales, etc.
¿No te lo crees? Revisa esta lista. Aprender de forma continuada ofrece muchos más beneficios que el de tener más argumentos para ganar una discusión. El aprendizaje a lo largo de toda la vida y especialmente a partir de los 50 años, puede mejorar enormemente tu calidad de vida y tu salud.

Las grandes personas aman aprender.

La curiosidad es la clave. Piensa en Albert Einstein, Nelson Mandela, el Dalai Lama o cualquier otro líder o pensador. ¿Crees que su mente era inquieta o estancada en creencias? ¿Piensas que creyeron que eran los mejores y que no necesitan aprender más? Todos tienen un rasgo común: todos ellos entendieron que la autorreflexión y la evolución es necesaria para alcanzar y permanecer en la cima. Y aquí vienen las buenas noticias: cualquiera puede ser un líder si se lo propone y trabaja por ello. Esfuérzate por aprender y verás cómo incrementan tus probabilidades de lograr lo que quieras.

La vida en estos días, más que nunca, nos ofrece infinitas posibilidades para aprender.

Dejando a un lado el panorama digital – que requiere una adaptación constante por parte de todos-, es raro hoy en día encontrar un trabajo que requiera una especialización exclusiva. Además, la gente no permanece en el mismo puesto de trabajo toda la vida como antes. Esto significa que por lo general afrontamos nuevos retos, relaciones con gente nueva y nuevas tareas con bastante frecuencia en nuestro trabajo. Si lo miras desde el punto de vista económico, seguir incrementando tus habilidades es una gran ventaja competitiva para tu currículum.

Aprender abre la mente.

Una de las más célebres frases de Malcolm Forbes es: “el propósito principal de la educación es reemplazar una mente vacía por una mente abierta.” Si cambiamos la palabra “educación” por la palabra “aprendizaje” hablamos de lo mismo. Nacemos en un determinado lugar, en un determinado momento, pero el aprendizaje –en su más amplia definición- nos permite expandir nuestros horizontes vitales, conocer más gente, otros puntos de vista y otras culturas. También nos va a ayudar a entender cómo y por qué pensamos o actuamos de una determinada manera, o reconociendo los comportamientos o pensamientos de los demás, sin juzgarles. Esta sabiduría no tiene precio en el camino de la vida.

Tu cerebro también necesita ponerse fuerte.

Sabemos que el ejercicio físico ayuda a la salud del cerebro, pero hay otro tipo de fortaleza –la mental y emocional- que debemos entrenar. El aprendizaje nos ayuda a mantener vivo nuestro activo más importante e incluso combatir la depresión, especialmente en las personas de cierta edad. Se basa en la socialización. Asistir a una clase colectiva, participar en conversaciones y otras interacciones que surgen durante el aprendizaje, llevan a la gente a conectarse. Sabemos que la soledad es nuestro peor enemigo a medida que nos hacemos mayores y estas interacciones regulares propias del aprendizaje pueden ayudar combatirla. Adquirir información desafiando al cerebro a pensar, a comprender y a considerar nuevos puntos de vista también es saludable. En palabras de Joseph Addison: “Leer es a la mente lo que el ejercicio es al cuerpo.”

Aprender nos lleva a una vida más larga, más feliz y más completa.

El mundo está en constante cambio y evolución y no nos queda más remedio que aprender para adaptarnos a él. Trabajar nuestras relaciones, nuestras metas, nuestra salud mental, es muy importante si queremos poner todo de nuestra parte para evitar las enfermedades y vivir una vida sana y satisfactoria. Un estudio de la Universidad de Illinois descubrió que el ejercicio aeróbico modesto y regular ayudaba a la salud cognitiva de los adultos envejecidos y el cerebro de los participantes experimentó un aumento importante en el tamaño de su hipocampo en todos los participantes. Aprender otro idioma u otros temas, también puede disminuir los riesgos de demencia y Alzheimer. El Proyecto Rush sobre memoria y envejecimiento, estudió a 1.200 ancianos y arrojó el dato de que aquellos que eran cognitivamente activos tenían 2,6 veces menos probabilidades de desarrollar la enfermedad de Alzheimer y / o demencia.
Al fin y al cabo, aprender se puede practicar o ¡incluso aprender! Y como muchas otras cosas buenas, al final engancha. Así que sal a la calle y observa todas las posibilidades de aprendizaje que tienes alrededor. ¿Tienes algo que perder?

Antes de terminar te doy una buena noticia: leyendo este artículo ya has aprendido algo. ¿Qué te parece? Sencillo, ¿verdad?

Fuentes: anytimefitness.com, SelfGrowth.com, MissionToLearn.com, PsychologyToday.com, BrainFacts.org, IveyBusinessJournal, KevinThompson.com, BeBrainFit.com

Escrito por
Más entradas de Anytime Fitness

Convirtiendo debilidades en fortalezas

Todo ser humano tiene una tendencia vital a no salir de su...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *