Cardio sin saltos

cardio sin saltos

¿Qué es el cardio sin saltos?

¿Te has preguntado cómo ejercitarte cardiovascularmente sin impacto? El cardio sin saltos es tu alternativa ideal al ejercicio cardiovascular tradicional como correr. Somos conscientes de la importancia para tu salud de introducir este tipo de entrenamiento en tu rutina, ya sea como herramienta para aumentar tu gasto calórico o para beneficiarte de sus mejoras fisiológicas entre las que se encuentra una mejora de la capacidad funcional, una bajada de los niveles de estrés acumulado y una reducción de enfermedades coronarias y de la mortalidad.

¿Por qué elegir esta modalidad?

  • Sea cual sea tu objetivo podrás realizar cardio sin saltos, ya que es apto para casi todo el mundo: Se puede trabajar de forma progresiva y adaptarla a tu nivel actual. Además, notarás mejoras de tu flexibilidad y fuerza.
  • Tiene menor riesgo de lesión o de agravarlas al no generar tanto impacto en las estructuras pasivas de tu cuerpo: Se suele realizar en contacto con el suelo así que podrás ejercitarte cardiovascularmente, aunque tengas una lesión de rodilla, o el médico te haya dicho que no debes correr ni saltar.
  • Podrás trabajar de forma gradual en un rango medio-alto de pulsaciones sin ejercer tanta presión en las articulaciones: Poco a poco notarás que tu ritmo cardiaco aumenta sin ese dolor que sufren muchas personas cuando realizan un salto.
  • En tu centro Anytime Fitness o en casa: El cardio sin saltos brinda muchas opciones divertidas para ejercitarte, puedes hacerlo en algunas máquinas de gimnasio que más adelante te explicaré o sin requerir material para hacerlo en casa, en el parque, en el hotel…
  • Buena recuperación: Estamos de acuerdo que el descanso y la recuperación es muy importante a la hora de programar nuestros entrenamientos, pues el cardio sin saltos te ofrece todos los beneficios antes mencionados, además de una recuperación rápida en comparación con otros métodos de entrenamiento.

 

¿Cómo puedo introducirlo en mi rutina?

Si te estás preguntando cuál es el momento mágico en el cual haciendo cardio sin saltos vas a perder toda la grasa acumulada lamento decirte que este momento no existe. Si es cierto que hay ciertas pautas a tener en cuenta. Después del entrenamiento de fuerza sería una gran opción y no antes, ya que intentaremos que las reservas de glucógeno almacenadas sean utilizadas para poder aplicar la máxima fuerza en tu entrenamiento. Recuerda que puedes separar tus sesiones de fuerza y cardio sin saltos por unas seis horas para que no generen interferencias entre ellas.

Otra opción inteligente sería separar por días los entrenamientos de fuerza y cardio sin saltos. Hemos comentado anteriormente que esta modalidad tiene una buena recuperación, así que la fatiga no será un problema a tener en cuenta al día siguiente de trabajar tu salud cardiovascular.

 

Ejemplos de ejercicios de cardio sin saltos

A grosso modo los separaríamos en dos bloques según la duración y la intensidad de las sesiones:

Media/larga duración

Estos se caracterizan por una intensidad moderada sobre un 65% – 75% y una duración mayor. Puedes realizar sesiones tanto de 5-10 minutos como de 60 minutos y, como siempre, ajustando en base a tu objetivo la duración e intensidad. Estos son algunos ejemplos:

  • Elíptica: La opción alternativa más conocida a la cinta. Esta máquina te permitirá llevar un ritmo cómodo a la vez que esa intensidad moderada que buscamos.
  • Remo concept 2: Un estupendo ejercicio para trabajar esas pulsaciones de forma global, con todo tu cuerpo. Es un movimiento muy completo y te aseguramos que puede llegar a ser muy desafiante.
  • Ski concept2: De pie, pero sin levantar tus pies del suelo puedes hacer unas sesiones de duración media, estamos seguros de que te encantará ya que no es algo muy común en los gimnasios.
  • Bicicleta estática: ¿Quién no ha pensado en esas míticas sesiones de indoor cicling? No podía faltar esta bicicleta en la cual vamos a sudar de lo lindo sin impacto alguno en tus articulaciones.

Corta duración + HIIT

Sí, es posible realizar un entrenamiento de alta intensidad con cardio sin saltos. Puedes escoger muchos tipos de intervalos, ya sea por ejemplo el famoso método Tabata (20 segundos de trabajo y 10 segundos de descanso por 8 rondas), o realizar un minuto con intensidad alta y un minuto de recuperación. En ellos puedes incluir estos ejercicios:

  • Burpee sin salto: Una variante de los burpees tradicionales, algo más lentos, pero reduciremos el impacto.
  • Jumping Jack adaptado: En esta adaptación cambiaremos el salto por un desplazamiento rápido de tus pies abriendo y cerrando a cada lado.
  • Mountain climbers adaptados: Necesitarás unos sliders o un trapo/toalla para poder deslizar tus pies y darle un buen estímulo a tu core a la vez que subes pulsaciones.
  • Cardioboxing: Un verdadero reto aguantarlo a máxima velocidad y activando tu abdomen.
  • Elevaciones de rodillas a los codos: De nuevo le damos importancia a tu tronco y sin saltar podremos notar como cada repetición que realizamos aumenta nuestra temperatura corporal y nos va fatigando.

¿Convencid@? Ahora que ya sabes cómo practicar cardio sin saltos, lánzate a su práctica y gana puntos para alcanzar #TuMejorTu