Ejercicios isométricos: descubre sus ventajas

Ejercicios isométricos
Ejercicios isométricos

¿Tienes poco tiempo, pero buscas ejercicios que te ayuden a tonificar y mejorar tu resistencia? ¿Quieres ganar fuerza y desarrollar estabilidad postural y/o articular, pero las largas sesiones de fitness no son lo tuyo? ¿Buscas una solución para poder hacer algo de deporte tanto dentro como fuera del gym? Si has contestado que sí a alguna de estas preguntas estás en el sitio adecuado en el momento adecuado, porque en los minutos que vienen, si sigues leyendo, te vamos a explicar como satisfacer tus deseos. Bastará con que aprendas a hacer ejercicios isométricos y descubras sus ventajas. ¿Nos acompañas?
 

Aptos para todos los públicos

 
Si tus ojos se han posado en estas líneas o tus oídos las escuchan mientras alguien te las lee, no hay duda de que esto te interesa. Y no sabes cuánto nos alegramos, porque los ejercicios isométricos tienen entre sus muchas virtudes el hecho de poder practicarse por todos los públicos sin importar cuál sea tu nivel de fitness, tu edad, tu fuerza o masa muscular, tu elasticidad, flexibilidad o resistencia.
 

Tu cuerpo es tu mejor material

 
Si esto te ha gustado, espera a ver lo que te contamos a continuación porque estamos seguros de que no te defraudará. Al contrario. Y es que los ejercicios isométricos no requieren de material específico para ejecutarlos. Bastará con el peso de tu cuerpo y con tu voluntad de hacerlos bien. No necesitarás por tanto aflojar el bolsillo para comprar herramientas que te permitan llevar a cabo su práctica, ni equiparte con prendas específicas. Para nada. Lo único que te pedimos es que te concentres en hacer pocas repeticiones en poco tiempo o unas cuantas más en algo más de margen.
 

En el gym o en casa, donde quieras

 
Repeticiones que podrás hacer tanto dentro de tu club de fitness -a nosotros, en tu Anytime Fitness, nos encantará ayudarte, guiarte y si fuera necesario corregirte- como en el parque o en tu propia casa. Recuerda que en nuestra App Anytime Fitness tienes más de 1.100 entrenamientos, entre los que por supuesto se encuentran los ejercicios isométicos. Pueden hacerse donde quieras y cuántas veces por semana quieras. ¿Lo ideal? La mejor frecuencia es entre dos y tres veces cada siete días.
 

Tonifica, gana fuerza, mejora estabilidad

 
Además de tonificarte y aumentar tu nivel de resistencia, ayudarte a mejorar tu movilidad, ganar fuerza sin riesgo de lesión y mejorar tu estabilidad postural o articular, los ejercicios isométricos cuentan entre sus ventajas con el hecho de ser muy recomendables para mantener la fuerza muscular en los casos de lesiones crónicas cartilaginosas.
 
También suelen contribuir para bien en el proceso de recuperación de una cirugía o de una rehabilitación tras una fractura, siendo especialmente aconsejados para las personas que llevan férulas evitando así la pérdida de masa muscular.
 

Cuáles son los más comunes

 
Si llegados a este punto ya estás convencid@ de apostar por los ejercicios isométricos para incluirlos en tus sesiones de fitness, déjanos decirte que seguramente ya haces alguno de los más frecuentes, aunque aún no lo sepas. Y es que otra de las ventajas de los ejercicios isométricos es su versatilidad para adaptarse a los diferentes tipos de entrenamiento, y poder hacerse antes, en el medio o después de algunas sesiones de fitness.
 
Y si no, piensa en cuándo haces sentadillas, elevaciones de cadera, planchas abdominales frontales o laterales, planchas contralaterales (suele decirse las de superman o superwoman, al elevar pierna y brazo contrario) o lunges, por hablar de los más comunes.
 
Todos estos ejercicios isométricos encajan con tu rutina de fitness, sea la que sea, y son un complemento perfecto para tus entrenamientos. Inclúyelos y, si no dispones de más tiempo, elabora una tabla con todos ellos para determinar cuántas repeticiones haces de cada uno en función de tu disponibilidad.
 

Calienta y estira

 
Recuerda que los entrenadores de Anytime Fitness están absolutamente capacitados para ayudarte, acompañarte, guiarte y supervisar tu trabajo. Tonifica, gana fuerza, resistencia, equilibrio y postura, y todo ello en poco tiempo. Con unos veinte minutos de trabajo cada vez puedes obtener muy buenos resultados. Eso sí, no te olvides de calentar y de estirar antes de practicarlos. Sólo una cosa más. Entrena siempre que puedas y no dejes de buscar #TuMejorTu

Escrito por
Más entradas de Anytime Fitness

¿Por qué nos cuesta tanto ir al gimnasio? – Claves para adquirir hábitos: facilidad

Vamos a tratar de contestar a la pregunta que todo el mundo...
Leer más